El extractor, uno más en la familia

Con la llegada de un bebé la casa es un caos; el orden, la organización y los horarios desaparecen.  Comer, descansar o una simple ducha se convierten en misión imposible.
 
La extracción de leche es uno de tus aliados en los momentos críticos de la lactancia materna
Descansa mientras dan al bebé tu leche en biberón.

Y también beneficiosa:

    • Estimula mejor la ‘subida de leche’ los primeros días tras el parto si el bebé  no succiona muchas veces.
    • Aumenta o mantiene la producción de leche cuando el bebé no puede mamar (incorporación al trabajo, hospitalización…).
  • Alivia las molestias producidas por la acumulación excesiva de leche, evitando una mastitis.

La comodidad y relajación favorecen la extracción de leche, y confort es lo que ofrecen los extractores Philips Avent.

Diseño ergonómico, para realizar la extracción en una posición cómoda, sin necesidad de inclinarse hacia delante para asegurar que la leche caiga en el recipiente.

Suave y flexible cojín masajeador de silicona para sentir más comodidad en el pecho.  Ayuda a estimular el flujo de leche, ya que imita el movimiento de succión del bebé.

Diseño compacto para sostener y colocar sobre el pecho cómodamente.

Pocas piezas: fácil montaje y limpieza.

Compatible con toda la gama de productos de alimentación y almacenaje.

El modelo eléctrico, además de 3 niveles de bombeo para la extracción, incluye un modo de estimulación para imitar la succión inicial del bebé.

¿Manual o Eléctrico?
¿Cuál se adapta mejor a tus necesidades?

Gracias por la visita y recuerda comprar en tu Farmacia o Parafarmacia habitual.